Preparándo material para la imprenta

Publicado el - Visto 895 veces - Sin comentarios


Cuando estamos inmersos en un proyecto gráfico, en ocasiones dejamos en un segundo plano las normas básicas que debemos tener encienta para preparar un archivo para imprenta, prestando más importancia al proceso creativo y centrándonos en la búsqueda de ideas originales, poniendo a prueba nuestra creatividad.

Lo ideal sería que todos los diseñadores, antes de comenzar nuestra carrera profesional, hiciéramos prácticas en el taller de una imprenta. De esta forma seremos más consciente de la importancia a todos esos requisitos que nos exigen cuando encargamos una impresión.

preimpresión

Esto es un típico error del diseñador novel, que aún no está acostumbrado a la metodología a seguir en este tipo de proyectos, a pasar por alto estos requisitos de reimpresión. Por eso, en este artículo quiero explicaros los aspectos a tener en cuenta cuando preparamos el archivo para mandar a imprimir y así garantizar unos resultados satisfactorios.

Aspectos a tener en cuenta en nuestro diseño antes de mandar a imprenta

Modo de color

En el ordenador trabajamos por defecto en modo de color RGB (3 tintas) y la imprenta plasma las imágenes en modo de color CMYK (4 tintas) por lo que necesitaremos convertir nuestro archivo en modo de color CMYK, de lo contrario el resultado será bastante impredecible. Cuando pasamos de RGB a CMYK los colores tienen a apagarse un poco.

Resolución

Las imágenes y otros elementos gráficos que componen nuestro diseño deben estar a una resolución mínima de 300dpi (en inglés ppp) y en el tamaño real de impresión. Si utilizamos imágenes con menos resolución corremos el riesgo de obtener una impresión borrosa y “pixelada”.

Fuentes

Las fuentes son las tipografías utilizadas en el diseño. Cuando trabajamos con un diseño vectorial es recomendable convertir el texto a curvas para evitar que se sustituyan por otras aleatorias al abrir en la imprenta, ya que la fuente utilizada, con casi total seguridad, no estará instalada en la computadora.

Otra opción es incrustar la fuente en el archivo que enviemos a la imprenta para incluirla en los documentos enviados.

Márgenes

Es recomendable un margen en todo el perímetro del documento de al menos 7 milímetros aprox. Cumpliendo esta norma no arriesgarás los contenidos, que aunque probablemente no se cortarían, posiblemente sí quedarían demasiado cerca del borde de la hoja dando un aspecto poco profesional.

Sangrados

Las máquinas de corte o plegado de la imprenta generalmente tienen algún milímetro de imprecisión, ya sea tarjetas de visita, foyers o el encuadernado de libros, revistas. Para evitar las temibles líneas blancas en los bordes haremos uso del sangrado añadiendo 3-5mm a nuestra imagen para extender el fondo u otro elemento gráfico. Es recomendable hablar antes con el responsable de la impresión para indicarnos el margen exacto que le añadiremos a nuestra imagen.

GD Star Rating
loading...

Aún no hay comentarios.




Entradas relacionadas